Éxito empresarial

Análisis DAFO: Conoce los puntos fuertes de tu negocio

Nos guste o no, el éxito de nuestro negocio no depende solo de nosotros. El mercado, los competidores, nuestros trabajadores, nuestra tecnología,… todo influye en cómo va a evolucionar nuestra empresa. Por eso es muy importante saber dónde estamos, para poder decidir a dónde vamos.

Si estás pensando en comenzar tu propio negocio o quieres dar un giro estratégico al que ya tienes, realizar una matriz DAFO es un paso fundamental.

Puede aplicarse a cualquier tipo de empresa, independientemente de su tamaño o actividad. Así que, sigue leyendo que esto te interesa.

¿Qué es la matriz DAFO?

La matriz DAFO (Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades) es una herramienta básica para la gestión empresarial. Te ayuda a analizar la situación de tu empresa, marca o producto para poder tomar decisiones. Además, podemos ver cómo nos afecta el entorno para aprovechar nuevas oportunidades o estar prevenidos frente a futuras amenazas.

Esta matriz nos va ayudar a ver de una sola pasada nuestra situación actual para poder establecer nuestras propias estrategias y  lograr los objetivos que establezcamos.

Es muy sencillo de hacer y nos permite extraer grandes conclusiones. ¿Comenzamos?

¿Qué partes tiene? 

El análisis DAFO tiene dos partes:

  1. Análisis interno: Fortalezas y Debilidades
  2. Análisis externo: Amenazas y Oportunidades

Una vez realizado el análisis, es necesario definir una estrategia que nos ayude a potenciar las fortalezas, superar las debilidades, controlar las amenazas y aprovechar las oportunidades.

Matriz DAFO

       

¿Cómo hago el DAFO de mi negocio?

  1. ¡Coge papel y boli, vamos a reflexionar!
  2. Comenzamos con el análisis interno. Se supone que esta es la parte fácil, es nuestra empresa y la conocemos bien.

Vamos a anotar cuáles son nuestras fortalezas (aquello en lo que somos muy buenos y destacamos) y también nuestras debilidades (esos aspectos que siempre pensamos que tenemos que mejorar).

Con esto vemos de un plumazo cuáles son nuestras ventajas o desventajas competitivas.

¿Una ayudita? Piensa en estas cosas que suelen ser relevantes:       

  • Producción: ¿soy capaz de fabricar a coste bajo? ¿Tengo buenas relaciones comerciales? ¿Calidad? ¿Innovación tecnológica?
  • Marketing: ¿es una de mis ventajas? ¿Cómo me ven los clientes?
  • Personal: ¿tengo el personal acorde a mis necesidades? ¿Están motivados?
  • Finanzas: ¿estoy muy endeudado? ¿Tengo liquidez suficiente para emprender nuevos proyectos?

Aquí te dejo unos ejemplos de todas formas:

  1. Pasamos al análisis externo. Vamos a ver qué está pasando a nuestro alrededor para identificar y analizar las amenazas y oportunidades de nuestro mercado.

¿En qué me fijo?  

  1. Mercado: anotamos características como el tamaño, evolución de la demanda, tipo de compra, necesidades actuales,…
  2. Sector: se trata de ver las tendencias del mercado para averiguar posibles oportunidades de éxito.
  3. Competencia: identificamos los competidores, sus productos, precios, publicidad,…
  4. Entorno: son factores de tipo económicos, políticos, legales, sociológicos, tecnológicos, etc.

Análisis DAFO

  1. Definimos nuestra estrategia

Una vez que tenemos nuestra matriz DAFO tenemos que pensar cómo aprovechar las oportunidades detectadas y eliminar las amenazas, teniendo en cuenta nuestras debilidades y fortalezas.

Ya tengo el DAFO, ¿ahora cómo fijo la estrategia?

Lo primero que tengo que hacer es fijarme unos objetivos y ordenarlos por orden de prioridad. Deben ser reales y cuantificables. Hecho esto, pasamos a la estrategia.

¿Qué tipos de estrategias hay?

  1. Defensiva: nos preparamos para luchar contra nuestras amenazas. Por ejemplo, si un competidor está adquiriendo más cuota de mercado, podemos lanzar una campaña de fidelización de clientes para tratar de defender nuestra cuota.
  2. Ofensiva: atacamos a la competencia utilizando nuestras fortalezas. Es una estrategia de crecimiento empresarial. Por ejemplo, nos lanzamos a un nuevo mercado.
  3. Supervivencia: te enfrentas a amenazas externas pero no puedes luchar contra la competencia. Espera a qué los cambios se asienten.
  4. Reorientación: hay nuevas oportunidades que puedes aprovechar, pero no puedes acceder a ellas de momento. Es hora de cambiar: amplía la cartera de productos o sustitúyelos, en definitiva, adáptate a las nuevas necesidades.

Entonces, ¿Cómo elijo mi estrategia?

Observa tu DAFO, y verás qué es lo mejor:

  1. a) ¿Hay una nueva oportunidad de mercado y tus fortalezas están ya orientadas hacia ella? -> Estrategia ofensiva.
  2. b) ¿La nueva oportunidad de mercado está justo relacionada con tus debilidades? -> Estrategia de reorientación, parece que vamos en dirección contraria.
  3. c) ¿Podemos defendernos de las amenazas usando nuestras fortalezas? -> Estrategia defensiva.
  4. d) ¿Debilidades y amenazas van de la mano? -> Estrategia de supervivencia, trata de mejorar tus debilidades para superar las amenazas.

Espero que te haya servido de ayuda y pruebes a ponerlo en práctica, si es así ya sabes ¡Cuéntame tu experiencia! Ya sea por aquí o a través de mi correo electrónico, estaré encantado de escucharte y ayudarte en todo lo que pueda. 🙂

Análisis DAFO: Conoce los puntos fuertes de tu negocio
4.7 / 5

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.